Buy at KW Empanadas!

Thursday, December 02, 2010

Success stories



(En español más abajo)
 
CanadaI had a big surprise yesterday. I received an e-mail from somebody representing what seems to be a very popular blog, saying that they had featured my humble blog in a post that talks about immigration to Canada. The blog, called “CanadaVisa.com”, had an article called “Canada has a future”. In it, the author (Lawyer David Cohen) discuss the theory of people who based their decision of coming to this country on reasons other than –or at least in addition to– money and work.
 
I feel very honoured to be featured there, especially in such good company (Zhu’s “Correr es mi destino”, “Caban O Canada”, “Canadian by choice” and “Final transit”). I wonder how Mr. Cohen found out about me (through Zhu, perhaps?) but there is no doubt that he was interested in my “Coming to Canada” story. Many of the things that Mr. Cohen mentioned left me thinking, so I’d like to address them here.
 
image
 
Let’s take, for example, the commonalities he had found among all five of us upon reading our blogs, and what I think about them:
 
“They all were dreaming of a better life in Canada.”
Well, there is no doubt about that. We did come here looking for a better life. One that would allow me to achieve a better balance between work and family life, and that would allow me to not only enjoy the present but also plan for the future.
 
“They didn’t move to Canada because it would be the best option for their careers, nor did they choose Canada solely because of career opportunities. Work is just one part of their lives. There was much more to their decision to migrate than jobs alone.”
This is also true, and pretty much connected to what I mentioned above.
 
“They felt Canada was the right “fit” for them.”
I didn’t know this beforehand. I was hoping that Canada would be the right fit, but we were also willing to adapt to it (which we did). Some like to compare the whole emigration process with a marriage, others with a business partnership, I don’t agree with any. If anything, Canada is the country that has adopted us, and we are eternally grateful for it. We were willing to do what it took to make sure we were a good fit, but there was no need of making a big effort, to be honest. The reason why is just below.
 
“Canada offers a peaceful and open society.”
I found this to be true, but this is my own experience, and it’s probably derived from the efforts we made to immerse ourselves into this society. Most people I know are open, tolerant, sensitive and seem genuinely interested in us, what we do and what we have to offer. Of course there’s the odd guy out, but for every resentful, intolerant person I have met, there have been hundreds who weren’t, and I’m not a guy who dwells on the negative.
 
“Canadians believe in contributing to the greater good.”
This is true. Most Canadians I know take a lot of pride in whatever it is they do to help others, whether it’s in the form of donations, volunteer work, or like in my case, the line of work they chose. Though most prefer not to be too vocal about it, it’s generally very well seen to belong to a charity, volunteer time at church, minor sports or public services or take part of community events. A big, big, difference from what I’ve seen in other places I know.
 
“Many were attracted to the freedom available to all who live in Canada.”
I knew that this country is far more tolerant and inclusive than many others I had considered at one time or another; it wasn’t a surprise to verify that it was true, but something I am grateful for every day.
 
“It is a multicultural country; so many newcomers feel they finally belong somewhere.”
I still remember the date: February 23rd, 2001. It was the very first day my wife and kids spent in Canada. We crossed the border at Niagara Falls and went through a very stressful two hours with the Immigration people, filling forms and answering all kinds of questions. They knew I still was unemployed, and that the only people we knew in the country were distant friends living far away from there. But our paperwork was in order, so they eventually let us in.
 
The moment we left that office and headed towards the QEW, both me and Gaby sighed and looked at each other. After months of uncertainty, we both felt we had arrived home. And that feeling hasn’t changed since.
 
We belong here, and we love it. We have made friends of all backgrounds, races and creeds, and instead of focusing on what makes us different than each other, we build on the things we have in common, like our love, respect and thankfulness for this country.
 
“In some cases, they had to make some sacrifices for their future and the future of their children.”
Why, of course! I would have done anything for my kids, and I would do this over and over again. I didn’t mind at all having to start all over again at 34 years of age, being able to ensure that my kids have a better future now made everything worthwhile.
 
“None of these bloggers write extensively about their work. They write about all the other aspects of their lives in Canada, which are rich in new discoveries and experiences and friendships. And all the quality things that make a life a good life. Most chose Canada because they had an overwhelming sense that the country’s values match their own.”
Yes, I rarely talk about work, it’s a self imposed rule. I also try my hardest to ensure that all of my blogging activities happen outside work hours too, though sometimes I just can’t help it and leave a quick reply to a comment made. You won’t know this when this post goes live, but I continue to write at around 2:00 AM, so though blogging takes time from my sleep, it doesn’t affect my work or family life. I’m just a little more tired these days. Smile
 
I like to talk about the things I see here, about my daily life, this society, what makes this people think and react. I enjoy learning about them and their customs, their strengths and their fears. I like the fact that, as Mr. Cohen said, this country’s values pretty much match my own. I see how other people who come here struggle, this is not easy! I struggled with some things myself, but there is nothing I’m not willing to do or go through in order for us to settle here and enjoy a better life. My kids will reap the benefits of our hard work. Like I said, it makes everything worth the effort.
 
The last thing that left me thinking is that Mr. Cohen considers mine a “success story”. I’m not sure if I agree with that statement. I would say mine is a story of hard work, determination and perseverance, but I don’t know if I can say that I “succeeded”.
 
What do you think?
 
 
ArgentinaAyer me llevé una gran sorpresa. Me llegó un e-mail de alguien que decía representar un blog muy popular, diciendo que habían mencionado mi humilde blog en un post que habla de inmigración a Canadá. El blog, llamado “CanadaVisa.com”, publicó un artículo llamado “Canadá tiene futuro”. En él, su autor (el abogado David Cohen) desarrolla la teoría de que hay gente que basó su decisión de venir a este país en motivos que son distintos –o cuanto menos complementarios– al dinero o el trabajo.
 
Me sentí muy honrado de que me citaran, especialmente en semejante compañía (el blog de Zhu “Correr es mi destino”, “Caban O Canada”, “Canadian by choice” y “Final transit”). Me pregunto cómo fue que el Sr. Cohen supo de mí (a través de Zhu, tal vez?) pero no hay dudas de que lo que le interesó fue mi serie “Coming to Canada”. Muchas de las cosas que mencionó el Sr. Cohen me dejaron pensando, y me gustaría desarrollarlas aquí.
 
image
 
Tomemos por ejemplo, las coincidencias que ha encontrado entre nosotros cinco luego de leer nuestros blogs, y lo que yo pienso al respecto:
 
“Todos soñaban con una mejor vida en Canadá.”
Bueno, no hay dudas sobre esto. Vinimos aquí buscando una vida mejor. Una que me permitiría encontrar un mejor balance entre el trabajo y la vida familiar, y que me permitiría no sólo disfrutar el presente sino que también planear el futuro.
 
“No se mudaron a Canadá porque sería la mejor opción para sus carreras, ni tampoco eligieron Canadá basándose solamente en las oportunidades laborales. El trabajo es sólo una parte de sus vidas. Hubo mucho más influenciando su decisión de emigrar, no fue solamente lo relacionado al trabajo.”
Esto también es cierto, y está muy conectado con lo que ya mencioné arriba.
 
“Sintieron que Canadá “encajaba” con ellos.”
Esto yo no lo sabía antes de llegar. Esperaba que Canadá sería un buen match, pero también estaba dispuesto a adaptarme a este país (cosa que hicimos). A algunos les gusta comparar el proceso de emigración con un matrimonio y otros con una asociación de negocios, cosa con la que no concuerdo. Para mí, Canada es un país que nos ha adoptado, por lo que estamos eternamente agradecidos. Estábamos dispuestos a hacer lo que fuera para adaptarnos, pero la verdad es que no hizo falta hacer un gran esfuerzo, para ser honesto. La razón está en el párrafo que sigue.
 
“Canadá ofrece una sociedad pacífica y abierta.”
Esto es verdad, por supuesto que desde mi propia experiencia, y es probablemente la consecuencia de los esfuerzos que hicimos para introducirnos en esta sociedad. La mayoría de la gente que conozco es abierta, tolerante, sensible y parecen genuinamente interesados en nosotros, lo que ha hacemos y lo que tenemos para dar. Por supuesto que siempre están las excepciones, pero por cada persona intolerante y resentida que he encontrado, han habido cientos que no lo eran, y yo no soy de quedarme con lo negativo.
 
“Los canadienses creen en contribuir al bien común.”
Esto es cierto. Los canadienses que conozco se enorgullecen de todo lo que hacen para ayudar a los demás, ya sea a través de donaciones, voluntariados o como en mi caso, la línea de trabajo que eligen. Si bien la mayoría prefiere no hablar mucho del asunto, es por lo general muy bien visto pertenecer a una cadidad, ser voluntario en la iglesia, deportes infantiles o servicios publicos, o tomar parte de eventos comunitarios. Una muy grande diferencia sobre lo que he visto en otros lugares que conozco.
 
“A muchos lo atrajo la libertad que todos los que viven en Canadá disfrutan.”
Sabía que este país es mucho más tolerante e inclusivo que muchos otros que había ya considerado; no fue una sorpresa verificar que tenía razón, pero sigue siendo algo que agradezco todos los días.
 
“Es un país multicultural; son muchos los recién llegados que finalmente sienten que pertenecen a algún lugar.”
Aún recuerdo la fecha: 23 de Febrero de 2001. Fue el primer día que mi esposa e hijos pasaron en Canadá. Cruzamos la frontera en Niagara Falls y pasamos por unas dos horas muy estresantes con la gente de Inmigración, llenando formularios y contestando toda clase de preguntas. Ellos sabían que aún no tenía empleo, y que la única gente que conocíamos en todo el país eran amigos no tan cercanos que vivían muy lejos. Pero nuestros papeles estaban en orden, así que nos dejaron entrar.
 
Ni bien salimos de la oficina y nos encaminamos hacia la autopista QEW, Gaby y yo nos miramos y suspiramos aliviados. Luego de meses de incertidumbre, ambos sentimos inmediatamente que habíamos llegado a casa. Ese sentimiento no ha cambiado desde entonces.
 
Este es el lugar al que pertenecemos, y nos encanta. Hemos hecho amigos de toda clase de orígenes, razas y credos, y en lugar de prestar atención a las cosas que nos diferencian, construimos la relación sobre las cosas que tenemos en común, como el amor, respeto y agradecimiento que sentimos por este país. El resto, las cosas en las que somos distintos, hacen estas relaciones aún más interesantes porque aprendemos mucho de ellas.
 
“En algunos casos, han tenido que hacer sacrificios por sus futuros y el futuro de sus hijos.”
Claro, por supuesto! Yo hubiera hecho lo que fuera por ellos, y lo haría una y otra vez. No me importó para nada tener que empezar de cero otra vez a los 34 años; el poder sentir que mis hijos iban a tener un mejor futuro hizo que todo valiera la pena.
 
“Ninguno de estos bloggers escribe mucho sobre sus trabajos. Ellos escriben sobre otros aspectos de sus vidas en Canadá, que son ricas en nuevos descubrimientos, experiencias y amistades. Y todas las cosas que le dan calidad a la vida y la hacen una buena vida. La mayoría elige Canadá porque tienen un sentimiento muy fuerte de que los valores del país coinciden con los suyos.”
Cierto, apenas si hablo sobre trabajo, es una regla que me autoimpuse. También trato lo más posible de que todas mis actividades 'blogueriles' ocurran fuera de los horarios de trabajo, aunque a veces no me puedo contener y dejo alguna respuesta a un comentario que me dejan. Uds. no van a notar esto cuando el post salga publicado, pero yo sigo con mi costumbre de escribir a eso de las 2:00 AM, por lo que si bien esto le saca tiempo a mi descanso, no afecta mi trabajo o mi vida familiar. Eso sí, ando un poco más cansado por estos días.Smile
 
Me gusta hablar de las cosas que veo, de mi vida diaria, de esta sociedad y de lo que hace que esta gente piense y reaccione. Me gusta aprender sobre y de ellos y sus tradiciones, sus fortalezas y sus miedos. Me gusta que, como dijo el Sr. Cohen, los valores de este país son prácticamente los míos. Veo como a otra gente que vino aquí le cuesta, esto no es nada fácil! Yo he lidiado con algunas cosas también, pero no hay nada que no esté dispuesto a hacer para establecernos y disfrutar de una vida mejor. Mis hijos van a cosechar los beneficios de nuestro trabajo. Como dije, eso hace que todo esto valga la pena.
 
La última cosa que me dejó pensando es que el Sr. Cohen considera que la mía es una “historia de éxito”. No estoy seguro de coincidir con esto. Diría que nuestra historia es una de trabajo, determinación, adaptabilidad y perseveración , pero no sé si puedo decir que “tuve éxito”.
 
Ustedes que piensan?
 

3 comments:

  1. Muy buen post Gabriel. Y felicitaciones, porque se lo merecen.
    Casualmente Carola, de Espacio Toronto, publico hace un par de días una nota sobre qué consideramos que es ser exitoso o no.

    Saludos,
    Fede

    ReplyDelete
  2. Yep, I noticed your comment on the blog yesterday and of course you were listed.

    I found the article interesting and I'm glad the Attorney reached out to us for stories and examples.

    I'm not sure how he found my blog either...!

    ReplyDelete
  3. Gabriel la tuya es una historia q te hace sentir bien y orgulloso de tus desiciones. Lo q otros ven depende de lo q busquen en Canada. Yo busco paz, tranquilidad, poder criar yo a mis hijos, desarrollarme como persona, si lo logro sera un exito para mi, por mas q los demas no vean q de exitoso puede ser ser mama, ama de casa e instructora de yoga :) Te felicito por tu dedicacion al blog y es genial para mi q te hayan incluido, nos haces quedar bien a los argentinos :P.

    ReplyDelete

Please leave a message after the beep

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Created by MyFitnessPal - Free Calorie Counter
Share |