Buy at KW Empanadas!

Friday, December 21, 2007

We built this city

I talked about this -briefly- in my "wheelbarrow" story, and that's when I remembered about the things I used to make with these "Rasti" blocks; and some of them are either hilarious ... or geeky.

For example, me and my cousin (and later on my brother Martín) would spend days -yes, days- building a city. We would make houses with Rasti, some big, some small, some absolutely tiny ("those are for the poor neighbourhoods", we'd say). We would also make big buildings, but most of the time we'd use other materials for that (small boxes, toy car containers, etc.). My cousin had a lot of toy car (mostly Matchbox TM), so we would use his and place them all over the city.

Image from Rasti's websiteA good example of the cool stuff you could -and still can!- build with Rasti

Designing the city was a lot of fun, actually. The first thing we would do was to assign tasks and ownerships: for example, I was going to be responsible for building the 'downtown', and once we were done, I would 'own' the police station and the place where all the 'mighty machines' were (normally, a deposit that depended of the City). My cousin was a little more creative than me, so he would take care of the suburbs and would normally 'own' the hospital and other businesses. We'd start from the downtown and then expand in all directions, making decisions as we went. Do we want a big avenue and then all small streets crossing it? What about creating a street that goes across the city diagonally? Without knowing, we were playing the 1970's version of SimCity!

It happened to us many times that we would run out of space wherever we were building our city (my cousin's room, my grandparents' living room), so we would just pick up everything and move somewhere else. Then all the discussions would begin again. No city was the same.

One year, we decided to take the experience one step further. We went to a carpentry shop around the corner, and asked the owner if he had a few 40x40cm pieces of wood he could give us. Of course he had nothing like that, but how can you say 'no' to a couple of 8 year olds? This gentleman actually cut about 15 squares and gave them to us for free! And we even had the face to ask him if he could cut some of them diagonally, so we could design those avenues I was talking about before...

There was a problem, though, and it was big. A couple of days later, we would officially finish building our city... and how do you exactly 'play city'? The fun was on building it, not playing with it!!!! We would just drive our cars around for a while, or 'walk' using our fingers, but we would normally call it quits within the same day.

But in the meantime, nobody was allowed to even walk near to where we were working. And as much as he wanted to, my older brother and cousin were never allowed to play Godzilla on our cities.


He hablado sobre esto -un poco- en mi historia de la carretilla, y ahí fue donde recordé las cosas que solíamos hacer con esos bloques de "Rasti"; algunas eran divertidas... y otras directamente propias de un 'geek'.

Por ejemplo, mi primo y yo (y más adelante mi hermano Martín) podíamos pasarnos días -sí, días- armando ciudades. Hacíamos casas con Rasti, algunas grandes, algunas más pequeñas y algunas bien chiquitas ("ésas son para los barrios más pobres", decíamos). También hacíamos edificios más grandes, pero en la mayoría de los casos usábamos otros materiales para ellos (cajas chicas, los contenedores de nuestros autos de juguete, etc.). Mi primo tenía un montón de autos (la mayoría eran Matchbox (R), así que usábamos los de él y los poníamos por toda la ciudad.

Diseñar la ciudad era muy entretenido, a propósito. La primera cosas que hacíamos era asignarnos roles y responsabilidades: por ejemplo, yo tenía a mi cargo construir el 'centro', y una vez que termináramos, yo iba a ser 'dueño' de la estación de policía y del depósito de máquinas (normalmente dependía de la Municipalidad [o Ayuntamiento]). Mi primo era un poco más creativo que yo, así que el se hacía cargo de los suburbios y normalmente era el 'dueño' del hospital y otros negocios. Comenzábamos construyendo el centro y desde allí nos expandíamos en todas direcciones, tomando decisiones a medida que avanzábamos. Queremos tener una avenida ancha y calles chiquitas cruzándola? Que tal si hacemos una avenida que cruza la ciudad de punta a punta en diagonal? Sin saberlo, éramos unos precursores, jugando a la versión de los 70's de SimCity!

Muchas veces nos pasaba que nos quedábamos sin espacio donde fuera que estábamos haciendo nuestra ciudad (la habitación de mis primos, el living de la casa de mis abuelos), así que juntábamos todo y nos mudábamos a otro lado. Ahí todas las discusiones sobre diseño de ciudad comenzaban otra vez. No habían dos ciudades iguales.

Un año, decidimos llevar la experiencia a otro plano, y nos fuimos a una carpintería a la vuelta de la esquina a pedirle al dueño si no tenía unas piezas de madera de 40x40cm que nos pudiese dar. Por supuesto, no tenía nada, pero cómo decirle que no a dos chicos de 8 años? Este buen señor cortó como 15 cuadrados y nos los dio sin cobrarnos nada! Y nosotros hasta tuvimos la caradurez de pedirle que cortara algunas de ellas diagonalmente, así podríamos armar esas avenidas de las que habíamos hablado...

Image from WikipediaA big pile of Rasti blocks, like the ones I used to have.
They're selling Rasti in Argentina again, after 25 years; I wish I could buy a box...

Había un problema, sin embargo, y era grande. Un par de días más tarde, decretábamos oficialmente que habíamos terminado de armar la ciudad... y cómo jugábamos a la ciudad? La diversión radicaba en construirla, no en jugar con ella!!!! Nos limitábamos a 'manejar' nuestros autos alrededor por un rato o a 'caminar' usando nuestros dedos, pero normalmente nos dábamos por vencidos dentro del mismo día.

Pero mientras tanto, nadie tenía permitido ni siquiera caminar cerca de donde estábamos trabajando. Y por más que lo quisieran, no hubo forma en que dejáramos a mi hermano y mi otro primo a jugar a Godzilla con nuestra ciudad.

11 comments:

  1. Los Ziegler en CanadaDec 21, 2007, 7:17:00 AM

    Como me gusta esta anécdota tuya! Me recuerda a mis épocas de chiquilín donde tenía unas bolsas enormes llenas de soldaditos de juguete, indios, cowboys, carretas, cañones, tanques, lo que quieras. Me pasaba horas armando los campos de batalla en nuestro cuarto... hasta que llegaba el turro de mi hermano y me los pateaba a la m....! Y ahí empezaba la batalla campal entre nosotros hasta que mi vieja gritaba desde la cocina "que pasa ahí?" y los dos a coro contestábamos "Nada!"

    Como nos dábamos masita con Daniel!

    ReplyDelete
  2. Aca te paso un par de obras que hicimos con Ariadna alla por el 2005...

    Rasti I

    Rasti II

    ReplyDelete
  3. Hi,

    I just wanted to send you a quick thank you for the referrals coming to me from your blog. I really appreciate it.

    Merry Christmas.

    Peace,
    Lisa

    ReplyDelete
  4. Guillermo, yo también jugaba a los soldaditos de chicos, por supuesto. Hacíamos guerras con mis hermanos, que consistían en...ah, no, esto es material para otro post!

    Pero no te pierdas mi próximo post sobre el Rasti, que te muestra hasta qué punto era un 'geek' (o debería decir directamente un 'nerd') desde chiquito...

    Xel-Ha, ahora no puedo, pero en un rato me fijo en tus construcciones. Mi suegra llegó este domingo y cuando me preguntaron qué quería que me trajeran, sólo pedí cuatro cosas:

    1) Plata vieja para mi colección
    2) Galletitas Lincoln
    3) Galletitas Manón
    4) Una caja de Rasti

    Adiviná que fue lo único que mi hermano no me pudo comprar... :-(((

    ReplyDelete
  5. Lisa, wow. Really? From MY blog? I know traffic has increased a lot over the last week, but I never thought anybody would ever consider me a 'referral source'.

    Thank you very much for your kind words, and have a very Merry Christmas!

    I'll make sure I keep visiting your blog, which I have in my Favourites since Monday.

    ReplyDelete
  6. Yo jugaba con lo "mil ladrillos" la versión pobre de los Rasti, pero me divertía un montón también!

    ReplyDelete
  7. A mi me gustaban mucho los montoncitos de arena, para construir caminos y jugar a los autitos. El autito era un pedazo de madera.
    Pero ahora tengo una hija tipo Godzilla, todo lo desordena y destruye. Hubiese sido feliz en tu ciudad... jajaja!

    ReplyDelete
  8. Ale, yo también tenía "Mis ladrillos", pero recuerdo perfectamente que los "Rasti" salían más baratos, así que no se si estoy de acuerdo con lo de la "versión pobre". Nosotros comprábamos los Rasti sólo en dos lugares: en la Tienda "Los Gallegos" de Mar del Plata, o en una juguetería que se llamaba "El Luchador" en Necochea, que tenía unas bolsitas con repuestos que venían directamente de Knittax (el fabricante) y que sólo vi allí. Por ejemplo, una bolsita tenía solamente piezas finitas de cuatro agujeritos de color rojo, y así...

    ReplyDelete
  9. Jorge, mientras yo vivía en el campo, jugaba con lo que encontrara, ya fuera piedritas, pedazos de madera, un camión abandonado o algún bicho. Eso, para mí, era mucho más entretenido que cualquier otra cosa, incluyendo al Rasti, la computadora o los videojuegos...

    Recuerdo que mi papá contaba que el se armaba sus propios autos con latas que encontraba por allí. Estaba semanas trabajando hasta que podía terminarlos, pero le quedaban espectaculares (yo llegué a ver algunos de los que había hecho, y eran iguales a los de carrera de verdad!) Los tiempos cambian, y ahora si no compro el último juego para PS2 o Wii, mis hijos me matan...

    ReplyDelete
  10. De chica me encantaba jugar al playmobil. Tenia uno que era sobre el espacio y me acuerdo que a travez de el me imaginaba a mi como astronauta, es mas, yo queria ser astronauta. Se ve que algo de eso tube porque de chica estaba siempre en la luna.

    ReplyDelete
  11. No solo estabas en la luna de chica, Nata. Si te fijás, ahora estas ahí arriba del todo en el mapa!

    Chiste tonto, pero bueno, es lo que hay hoy...

    Feliz Navidad!

    ReplyDelete

Please leave a message after the beep

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Created by MyFitnessPal - Free Calorie Counter
Share |